Blogia
Domingo7

Crónica de la reunión del ayuntamiento (13-diciembre-2008)

El ayuntamiento ignora una solicitud ciudadana para que se discuta el asunto de la instalación de la antena de celulares

 

Cambio de estrategia: ni los veo ni los oigo

 

Crónica de la reunión del ayuntamiento

(jueves 13 de diciembre de 2007)

 

 

­- ¿Fuiste a la reunión del ayuntamiento?

- Sí, sí fui.

- ¿Y qué caso tiene? ¿No es perder el tiempo y meterse en lo que no le importa a uno?

- Depende. Si te importa tu pueblo y el futuro de tus hijos, tienes que estar informado y hacer algo para que cambien las cosas. Entonces, tienes que dedicar parte de tu tiempo a acercarte a donde se toman las decisiones. Pero si no te importa tu pueblo, tampoco te interesa el lugar donde vive tu familia, y por tanto, para ti si va a ser perdedera de tiempo ir a las juntas.

- Bueno, no me regañes. Cuéntame qué pasó. Tú que sí fuiste. Por lo menos a todos nos gusta el chisme.

- Por principio de cuentas te diré que en esta junta las cosas estuvieron muy calmadas. No hubo un entendimiento de aquellos, de camaradas, pero tampoco hubo pleitos agitados.

- ¿Y a qué se debió que esta reunión fuera más aquietada? La del mes pasado fue pura bilis.

- No, pues hubo cambio de ritmo. En la otra junta se golpeó a la oposición; ahora se les trató con más respeto. El secretario de gobierno, Cipriano Castañeda Gómez, se veía conciliador, atento con todos y haciendo sugerencias con comedimiento y cortesía. En la reunión del mes pasado se hizo todo lo posible para aplastar a los regidores de oposición; en esta vez sólo se les ignoró. Hablaron y hablaron, y no se les hizo caso. Sólo se pasaba a otro punto. Como cuando el toro embiste, nomás se le da capotazo y no cuerna.

- A qué diantres me están saliendo los de la presidencia.

- Lo que pasa es que están aprendiendo a usar el poder. Primero empezaron golpeando. Ahora usan la estrategia de Salinas de Gortari: “Ni los veo ni los oigo”.

- ¿Y luego qué pasó de más importancia?

- El presidente municipal pidió que se le autorizara disponer de algunos fondos para seguir tapando los agujeros que dejó Aurelio Lamas. También informó que se van a revisar todas las oficinas de la presidencia, con el fin de calificar el trabajo del personal y hacer reajustes para que el trabajo sea mejor. Luego comentó que mandó llamar a la contraloría del estado para que investigue el trabajo de la anterior administración, como posibles irregularidades en la tesorería municipal y en la carretera a Huitzila.

- A caray. Entonces va en serio el pleito del actual presidente con Aurelio Lamas.

- Quibo, ¿no que no estabas al tanto de lo que pasa? Bueno, quien sabe. Eso fue lo que se dijo en la reunión del jueves 13 de diciembre. El tiempo dirá lo que hay de cierto. Deja te comento que el secretario de gobierno reconoció que hay un caos en muchas áreas como mercados, cantinas, panteones, y que se está trabajando en hacer reglamentos para poner orden.

- ¿Y cómo son las reuniones?

- El presidente propone una lista de asuntos a tratar, que se le llama orden del día. En base a esa lista se va platicando y tomando acuerdos. Por ejemplo: se trató de una reforma al artículo 12 de la Constitución, que hicieron en el Congreso del Estado para que los migrantes que aspiran a ser diputados se les libere del requisito de estar inscritos en el registro federal de contribuyentes. Este punto fue aprobado por unanimidad, o sea, por todos los miembros del cabildo. Esto quiere decir que el ayuntamiento del Teul aprobó esta reforma a la Constitución. Otro punto fue discutir el Acuerdo de Colaboración para Prevenir el Delito y la Farmacodependencia, que propone la delegación en Zacatecas de la Procuraduría General de la República. La obligación del municipio sería proporcionar instalaciones para pláticas y convocar a la población a las reuniones de capacitación. Para ello habría que integrar un comité que coordine el proyecto. Todos estuvieron de acuerdo.

- ¿Y cómo se sabe que están de acuerdo?

- Se les pide que levanten la mano. Pero fíjate qué curioso. Con la anterior secretaria de gobierno, ella pedía al presidente municipal que votara primero, y todos los regidores del PRD veían cómo votaba su jefe y ellos hacían lo mismo. Ahora, el nuevo secretario del ayuntamiento quiso hacer lo mismo, y el regidor Luis Humberto Cortés Rivas le dijo que eso se hacía antes, que por qué no se votaba distinto, por ejemplo, que cada quien votara espontáneamente levantando su mano, sin esperar a ver quien lo hace primero. Y se aprobó la propuesta del regidor del PRI.

- ¿Y cuánto tiempo se lleva hablar y hacer todo eso?

- En lo que te he contado llevaban como dos horas y media. Hasta que no leen el acta completa de la reunión anterior y le hacen cambios de lo que se dijo y lo que no se dijo. Eso hace que las reuniones sean aburridas y sin chispa.

- ¿Y no hubo ningún asunto que despertara a los regidores?

- La reunión era rutinaria hasta que tocó el turno del Informe del programa microcuencas, por parte del ingeniero Inocencio Mendiola, que fue citado para que diera cuenta de sus actividades.  Pero en lugar de exponer sobre lo que hace y explicar con detalle todas sus actividades, sólo se limitó a entregar un disco compacto, y se iba a retirar cuando el regidor Luis Humberto Cortés Rivas le pidió que dialogara con los regidores, que explicara en qué consiste su trabajo y qué logros ha obtenido.

- ¿Y qué pasó?

- El ingeniero informó que su función es promover el programa de microcuencas y que hay tres microcuencas: Álamos, La Presa y Huitzila, con aportación de los tres niveles de gobierno. Se le preguntó sobre su sueldo: $2400.00 del ayuntamiento y FIRCO le da una compensación.  Fue sometido a un interrogatorio, que el secretario de gobierno intentó detener. El regidor del PT le dijo que le hacían preguntas porque no rindió informe, por eso le preguntaban. Por ejemplo, le dijeron que explicara cuáles son los proyectos más importantes. Y contestó que una fábrica de mezcal para un grupo de Milpillas encabezado por Alfredo Cortés. Informó que no todos los proyectos están funcionando. Luis Humberto Cortés Rivas le cuestionó que por qué sólo a ciertas personas se apoya, ¿por qué no abrir la posibilidad a otras gentes que no han sido beneficiadas? Solamente se etiqueta y se les dan recursos a las personas de cierto color político. Pido que los programas fluyan para todos. Ahí intervino Jorge Ruiz para decir que “si en la administración anterior hubo esas irregularidades ahora se pueden corregir”.

- Yo creí que los del PRD pensaban que con Aurelio hubo puros logros. Pero, mira, su consuegro se atreve a decir que ahora se pueden corregir las irregularidades del anterior gobierno perredista.

- Ya veremos, dijo el ciego.

- ¿Y qué más pasó?

- El secretario de gobierno propuso que se haga una convocatoria pública donde la población se entere de los distintos proyectos en donde puede participar de los beneficios de los programas públicos. Jorge Ruiz sugirió que se complemente con perifoneo, y la regidora María Elena Ramírez dijo que también se hicieran volantes. Ahí intervino Luis Humberto Cortés para decir: “¡Qué importante es la información! Si nosotros los regidores desconocemos muchas cosas, con mayor razón la población. Falta difusión. Se pueden aprovechar las instituciones educativas, para que a través de los estudiantes la información llegue a todas las familias de todo el municipio, tanto de la cabecera como de las comunidades. Y no sólo en esta materia, sino en todos los campos donde haya asuntos importantes”. Luego se dirigió con el ingeniero Mendiola: “El que a dos amos sirve, con alguno queda mal. Sigues trabajando en SAGARPA, esto repercute en el servicio a la gente. ¿Alcanzas a hacer todo? El ingeniero Mendiola alcanzó a contestar: “Más que regidor, pareces alguacil”. Y se retiró. Cuando ya se había ido, el presidente municipal comentó, para terminar con la comparecencia del funcionario: “El caso de Chencho nos demuestra que tenemos muchas deficiencias en muchas áreas. Esto nos dice que tenemos que revisar el funcionamiento de todas las áreas, a fin de reestructurar las plantillas del personal”.

- ¿Y eso qué quiere decir?

- Pues que se va revisar el trabajo de todo el personal, para ver quien trabaja y quien no. Pero lo que también quiso decir el presidente municipal es que no está conforme con la gente que le heredó Aurelio Lamas. Más adelante el presidente informó que nombró a Blanca Muro como responsable del Instituto Municipal de la Mujer Zacatecana. La regidora Claudia Rojas aprovechó para comentar que esta es una oportunidad para bajar programas y recursos de apoyo a las mujeres del municipio. Esto no había y esperemos que comience bien. El ayuntamiento aprobó esta decisión.

- ¿Para entonces qué horas eran?

- Casi las ocho. La reunión empezó a las cuatro y cuarto. Cuatro horas de mucho ruido y pocas nueces.

- ¿Ahí terminó o todavía le siguieron?

- Faltaban los asuntos generales. Se autorizó un restauran-bar a la salida de la presa. El señor Reginaldo solicitó autorización para hacer un fraccionamiento, al lado del bulevar. Se quedó en que una comisión del ayuntamiento analizará el asunto. Luego se mencionó que hay un pliego petitorio de los trabajadores sindicalizados. Eso se analizará en próxima sesión. El presidente municipal informó que Natalia Enríquez es la encargada provisional de la tesorería, ante la ausencia por enfermedad del tesorero. Mientras tanto, el presidente municipal y el síndico firman toda la documentación.

- ¿Qué más?

- El presidente municipal tocó “un asunto que me remueve el hígado” (así dijo): Hay un recurso de revisión interpuesto en un juicio de amparo promovido por Javier González. Había firmado un convenio con la presidencia municipal y a cambio de $200,000.00 autorizó la realización de los trabajos en el cerro. “Por lo pronto se rajó otra vez”, opinó Jorge Ruiz. El presidente acabó de informar que “es probable que tengamos que depositarle en un juzgado la cantidad convenida, para que no se frene más el inicio de los trabajos del cerro”.

- ¿Y dónde estuvo eso que dices que los de oposición hablaron y hablaron y que nomás los juzgaron?

- El regidor Luis Humberto Cortés habló de que en la biblioteca pública faltan libros para bachillerato y que el anterior presidente municipal dejó de gestionar la llegada de tres computadoras más. Pide que se hagan las gestiones respectivas para recuperar esas computadoras y conseguir otras más. Luego informó que Las Playas es una comunidad del municipio que no tiene delegado. En tiempo de aguas el arroyo los incomunica y no reciben programas públicos. Pidió la intervención de las autoridades municipales. Después tocó el tema de un callejón en Milpillas que al parecer fue bloqueado por un particular y preguntó al síndico que como iban las investigaciones. Pero al último no se arregló nada en concreto.

- ¿Y luego?

- El profe Luis Humberto Cortés preguntó que ¿cómo está funcionando la ambulancia? Un domingo, cuando se ocupó el servicio, ni había ambulancia, ni guardia ni comunicación con la policía preventiva. Si el doctor del IMSS está de guardia, pero trabaja todo el día, ¿a qué hora cubre la guardia? ¿y el fin de semana? Nadie le contestó nada.

- Uh, pues bonitas juntas.

- Luego solicitó que se requiera por escrito al anterior tesorero municipal que devuelva la documentación que extrajo de los archivos oficiales. El presidente municipal sólo comentó, a manera de justificación: “Muchos de los asuntos que no podemos conciliar es porque carecemos de esa documentación”. Pero también este asunto quedó volando.

- Como hablar al aire.

- Como hablar solo. El mismo regidor denunció que hay un tramo en mal estado de la carretera que va de la calle Obregón a la Ganadera. Que se pida al Secretaría de Obras Públicas que lo repare, porque se le pagó para que hiciera bien las cosas. El presidente sólo comentó que “se están atendiendo las denuncias que hemos hecho a contraloría: vienen a tesorería y a revisar los desperfectos de la carretera a Huitzila”. En el siguiente punto el regidor Luis Humberto Cortés pidió que se retire el bono de $200.00 que recibieron los funcionarios de primer nivel, porque ese beneficio sólo era para los trabajadores de base. Claudia Rojas aprovechó para denunciar que siete trabajadores no recibieron su bono y pidió que se les entregara también a ellos. Nadie les contestó tampoco.

- Como que los dejaban que hablaran, sin decirles ni sí ni no. Así no había pleito ni tampoco discusiones.

- Claudia Rojas solicitó que se gestione para que se definan muy bien los señalamientos de la carretera, y se indique los lugares peligrosos. El presidente municipal comentó que hay curvas que están fuera de norma; quedaron igual que estaban cuando la carretera era de terracería. El regidor Luis Humberto Cortés intervino para proponer que se vieran los antecedentes y hacer una gestión más allá, de manera que se resuelva de fondo el problema y que se le de el peralte adecuado. Ahí intervino el regidor de Huitzila, Víctor Hugo Cortés, para exponer que el mismo problema lo tiene el puente del río de Patitos, que se reduce a un solo carril, y está muy peligroso. Acabó el tema sin tomarse un solo acuerdo.

- Víctor Manuel Llamas, regidor del Partido del Trabajo preguntó que ¿Quién es el regidor encargado de mercados? Existe un caos en el mercado y los locatarios preguntan que quién los va a atender. El secretario del ayuntamiento, Cipriano Castañeda le contestó que “estamos trabajando en un reglamento. El pago de derechos es ridículo. Los permisos no se están delimitando. Y así en otras áreas: cantinas, panteones, donde no hay reglamentos ni orden”.

- ¿Y eso fue todo?

- El presidente quería terminar la reunión que se había vuelto larguísima. Para entonces eran las nueve y media de la noche. Pero faltaba un escrito de las personas que viven en el barrio donde se quiere poner la antena de teléfonos celulares. El escrito pide que no se construya en el centro histórico la antena de telefonía celular, que la pongan en otra parte, donde no haya gente ni dañe la salud. Ahí explicaban que las antenas como éstas producen radiaciones electromagnéticas que causan daño a la salud humana y además es un objeto muy feo que rompe la línea de un pueblo colonial. Se leyó el escrito. Y nadie comentó nada. Silencio ante una solicitud ciudadana. Para variar. Ni los veo ni los oigo.

- A la próxima junta invítame. Quiero ver con mis propios ojos cómo trabajan esos que dicen que representan al pueblo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres