Blogia
Domingo7

Nº 4, Febrero de 2008

El Teúl, presente en el XXII Festival Cultural Zacatecas

El Teúl, presente en el XXII Festival Cultural Zacatecas

MARSELA CERVANTES CORREA

 

Se presume que el pasado 20 de marzo fue la primera vez en que el Teúl dio muestra de su identidad al integrarse en un evento de nivel internacional como lo es el Festival Cultural de Zacatecas.

Años hacía que no pasaba yo un Jueves Santo fuera del Teúl celebrando una fiesta que rompe con los hábitos religiosos, que también en algún tiempo formaban parte  de la esencia del pueblo. Por el contrario, El Teúl en La Casa de la Cultura de Zacatecas no prescindió de una gran fiesta cuyo propósito fue resucitar las cosas bellas que en él se gozaron hace mucho tiempo. Hubo discursos gastados, fantásticos, situados en el pasado solamente y ajenos a toda realidad. Pareciera que por estar fuera de tiempo la resurrección se hubiera querido forzar.

No obstante, el ambiente se sentía más sincero con la exposición y venta de productos, que si bien no son artesanales ni típicos en su mayoría, sí fueron una muestra viva de la ilusión y el entusiasmo que está causando en la gente que los elabora. Se podía sentir la alegría que transmitían de que con el hacer renacía la esperanza de volver a ver un Teúl vivo. Aquí es donde pude encontrar el misticismo del Jueves Santo, en las mujeres que se desvelaron para tener listos a la mañana siguiente la venta y exposición de platillos que sí eran típicos y que todavía se degustan en algunas casas del Teúl, por ejemplo gordita de haba y de arroz, gorditas de horno, tamales de elote, atole gordo, agua de manzanilla, enchiladas de queso, chiles rellenos, sopa de huachal, queso seco.

Fue emotivo escuchar hablar al representante de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, donde con sus palabras y vivencias relacionadas con las propiedades curativas y afrodisíacas del mezcal, apoyaba a los productores que se encontraban al fondo con la venta de este líquido energético.

Asimismo, en otro corredor se encontraban más mujeres, que aunque con rostros cansados por la fatiga del trabajo previo a este día por presentar un trabajo de calidad, sobresalía su satisfacción por haber logrado manualidades aprendidas unas de manera autodidacta, como punto de cruz, filigrana en papel, carpintería. Otras, en su mayoría, por los cursos que se imparten en el DIF Municipal, tales como bordado en listón, figuras de migajón, objetos hechos a base de periódico; y algunas otras muestras de marquetería que se aprendieron a través del Instituto de Artesanía de Zacatecas.

Complementada toda esta fiesta por La Banda Sinfónica Juvenil del Teúl, se notaba el compromiso de niños y jóvenes de interpretar su mejor repertorio, impulsados por su Director, Lucilo Torres. El arte no cesaba, se manifestaba con música, con repujado y pinturas al óleo de autores que estrenaban una exposición, y de nuestro querido pintor Francisco Arellano, que además de haber hecho posible la presencia del Teúl con sus paisajes en este evento, nos compartió su gusto por la pintura con un mensaje que propone libertad. El pintor señala que el pintar rompe con la monotonía y la rutina, presentándose un diálogo interno que se disfruta por desconectarse del mundo cotidiano. Esta soledad eleva la autoestima y ayuda a crear un proyecto de vida.

El baile clásico y muy preciso de Isabel Muñoz Correa y el canto de su tío José Manuel Correa interpretando el singular corrido del Teul que Don Javier Chávez compuso, culminaron la fiesta.

Lo que en este evento se presenció fue el Teúl de ahora, no se puede forzar la idea de que era el de antes, que aún exista esa magia. La magia está en la nostalgia que nos quema, que nos toca el corazón y que nos impulsa a querer por lo menos imitar el buen ejemplo de lo que alguna vez fue. Esta sí que es la magia que se empieza a notar en el Teúl, con el alboroto de espíritus nuevos que le hacen cosquillas a los corazones teulenses para rescatar tesoros enterrados en las memorias o en un Cerro que nos heredó una forma digna de vida y que ahora queremos reconocer. Por eso, eventos como el Festival Cultural Zacatecas, dan pie a valorar nuestra esencia.

 

 

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

LUZ FILTRADA

 

La naturaleza no perdona el derroche

ELISEO GONZALEZ RIVAS

 

A principios de este mes de febrero se inaugura el “AÑO INTERNCIONAL DEL PLANETA TIERRA”  con un compromiso a favor de la vida en el planeta. Durante la ceremonia en México, se efectuó de manera simultánea en otros 64 países. Una hora antes de que se iniciara la ceremonia ocurrió un sismo de 6.6 grados en la escala de Richter, lo cual fue interpretado por algunos especialistas como “una alerta” que ojalá sirva para hacer conciencia en cada uno de nosotros sobre el derroche que estamos haciendo de toda clase de recursos.

El director del centro de  ciencias de la atmósfera, Carlos Gay, señaló que “debido a la explotación humana y los efectos del calentamiento global, la Tierra está mostrando algunos síntomas de enfermedad, por lo que hay que aplicarse a remediarlos. Debemos verlo como un problema científico y no ser sólo espectadores”.

Yo digo que debido a nuestra irresponsabilidad estamos contribuyendo para que ocurran fenómenos  como el del niño, calentamiento global, o la inversión térmica; desajustes estos que están ocasionando tempestades, inundaciones, terremotos y aumento de la sequía en zonas áridas; desastres tan lamentables como el tremendo Tsunami ocurrido el 2004 en Indonesia y las recientes inundaciones de Tabasco y Chiapas, por mencionar sólo algunos. Seguimos emitiendo bióxido de carbono en las  industrias "con chimenea", y de los vehículos a la vez que se talan más y más nuestros escasos bosques; y en especial, en la generación de energía eléctrica con gas natural o refinados de petróleo, no tardaremos mucho sin que ocurran  otras manifestaciones infinitamente más fuertes y destructivas que las anteriormente padecidas.

¿Cuál es la causa de todos estos males? Pues el derroche, sí el derroche de toda clase de recursos.

Se preguntarán ustedes, ¿Y nosotros qué podemos hacer para remediarlo?, Pues mucho, basta con que calientes por menos tiempo tu automóvil y lo uses, sólo si es indispensable, si lo lavas usa poco agua; si tienes un foco encendido sin que se necesite que la habitación esté alumbrada, pues apágalo; si nadie  está viendo la tele, apágala; cierra también la perilla del gas, cuando te bañes usa solamente el agua necesaria cerrando la llave cuando te enjabones; recicla y reutiliza lo más posible; si vez que alguien está derrochando recursos pues denúncialo, de la misma forma que en estos momentos yo denuncio lo siguiente:

1.- Existen personas en esta administración que se les están pagando sueldos de primer nivel y no se sabe cual función desempeñan, pues sólo se les ve esporádicamente en la Presidencia.

2.- Es común observar tapando un bache a 4 o 5 personas, uno está trabajando ¿y los otros? Sólo echándole porras.

3.- En el servicio de limpia, cuando veíamos que sólo andaba Tetus y su ayudante, eran más eficientes que ahora 3 ó 4 y a veces hasta de a 5 “trabajadores”, en el camión de la basura.

4.- Reflectores que duran semanas encendidos después que se efectuó el evento para el que se instalaron (este descuido se ha visto desde administraciones anteriores.... Pensaba que en ésta ya no sucedería).

5.- Policías que sólo se andan paseando en los vehículos y que cuando de veras se ocupa, ni asoman las narices fuera de la comandancia.

6.- Contamos con un elemento de Tránsito que ni se sabe para que se le está pagando porque ni lo conocemos.

Esto, señoras y señores, por si no lo saben, es derroche de recursos, recursos tan escasos y tan necesarios que si no los cuidamos, ¡MUCHO LO VAMOS A LAMENTAR! 

 

La auditoría regaña al contralor y a los regidores que participan en Domingo 7

 

 

LA REDACCIÓN

 

El pasado 5 de febrero de este año, el auditor superior del estado, Jesús Limones Hernández, a solicitud del presidente municipal del Teul, envió un oficio en el cual afirma que se hace mal uso de información de acceso reservado y confidencial y en la parte final de su escrito señala que se recomienda al contralor y a los regidores de oposición “de abstenerse de divulgar información reservada a que tengan acceso con motivo de sus funciones, ya que incurrirían en algunas de las causales de responsabilidad que establece el artículo 5 de la Ley de Responsabilidades de los Servidores Públicos del Estado y Municipios de Zacatecas y hacerse acreedores a las sanciones establecidas dentro de la misma Ley”.

Lo anterior se dio a conocer en la reunión del cabildo celebrada el día 27 de febrero. La respuesta del auditor superior del estado, fue motivada por una petición de Enrique Larios, presidente municipal del Teul, quien le informó que algunos regidores y el contralor participan en Domingo 7, en donde se hace mal uso de la información confidencial y de acceso reservado.

El auditor contestó el oficio del presidente municipal y le dice que luego de revisar los periódicos que el propio presidente le llevó, llega a la conclusión de efectivamente se usa información confidencial y de acceso reservado, y que por lo tanto, recomienda a los regidores que participan en el periódico y al propio contralor, que dejen de usar ese tipo de información, porque pueden incurrir en responsabilidades y merecer las sanciones correspondientes.

 

Reuniones privadas, mientras Domingo 7 haga mal uso de la información: Enrique Larios

■ Crónica de la reunión del ayuntamiento: 27-febrero-08

 

LA REDACCIÓN

 

- ¿Cómo van las juntas del ayuntamiento?

- El presidente ya las cerró al público. Dice que luego se dedican a hablar mal de él. Por eso quiere que nadie se entere.

- ¿Y eso es bueno o es malo?

- Depende. Él le echa la culpa Domingo 7. Mira lo que dijo en la última reunión, el miércoles 27 de febrero: “En el periódico Domingo 7 se me falta al respeto, a mí en lo personal, sí me pongo morado o me pongo colorado, sí es molesto para mí. Yo considero que me están atacando indebidamente. No estoy de acuerdo que vengan, graben y filmen. Están haciendo mal uso de la información, y mientras sigan así, las juntas seguirán siendo privadas. No voy a permitir que los asuntos del cabildo se ventilen de esa manera”.

- Ah caray. ¿Por qué se enojó? ¿A poco por el periódico?

- Así es. Dice el presidente que se hace mal uso de la información.

- ¿Y qué dicen los demás regidores y el síndico?

- Los del PRD no dicen nada. Dejan solo al presidente, para que se defienda como pueda. Y la verdad, es muy malo para defenderse, no da razones. Cree que ser autoridad sólo es dar órdenes. Cuanto debe extrañar a la licenciada Teresa Carrillo.

- ¿Y los demás regidores?

- Ya te imaginarás. Hablaron con razones. Luis Humberto Cortés les dijo que “la falta de respeto es para nosotros los regidores y para el pueblo al que representamos, que no se nos permita informar y estar informados, y que se esté pasando por alto la ley”. Víctor Manuel Llamas le preguntó que si es falso lo que ahí se publica; le preguntó también que si informar a la gente es malutilizar la información.

- ¿Y por qué discuten, tú? ¿No se pueden arreglar de otra forma?

- Creo que al presidente no le gusta arreglarse más que con quienes son lambiscones. Quien le habla con criterio, nomás lo hace enojar, pero no hace nada por componer las cosas o por proponer salidas amistosas. Por ejemplo, le preguntaron: ¿en base a qué el presidente decide convocar a sesiones privadas, siendo que esa es facultad del ayuntamiento?  Y no supo contestar; sólo decía que la ley lo faculta, pero no dijo ni cuál ley ni qué artículos de la dichosa ley.

- ¿Y qué tiene que cierre las puertas a la gente? ¿No es la misma? Seguimos igual de desinformados. Nadie sabe cuanto ganan el presidente, el síndico, los regidores o los funcionarios de la presidencia.

- Es que ese es el problema. Antes, los gobernantes eran amos y señores. Nadie podía preguntar nada. Nadie hacía reclamos. Y pobre del que se animara. Le echaban a la judicial. Pero ahora ya cambiaron los tiempos. Los gobernantes están obligados a rendir cuentas de todo lo que administran: dinero, papeles, obras, decisiones, contratos, etcétera. Y la gente tiene derecho a preguntar, a pedir copia de todo. A eso se llama “derecho a la información pública”. La información no es un negocio exclusivo de las autoridades. La información pública es propiedad de la nación, y la nación, da la casualidad, que somos todas las personas. Por eso, se acabó eso de que el gobierno haga lo que le pega la regalada gana. Hay una ley de acceso a la información pública, que obliga a los gobernantes a dar la información que se le requiera.

- ¿A poco? ¿Y tu nieve, de qué la quieres? Si yo quiero saber cuanto gana el presidente, y le pregunto, ¿me va a decir?

- Te lo digo con un ejemplo: los regidores Víctor Manuel Llamas y Luis Humberto Cortés afirmaron que las instituciones mexicanas están abiertas a rendir cuentas y a informar a los ciudadanos en sesiones públicas, que se transmiten por televisión y por Internet, como sucede con la Suprema Corte de Justicia y el Congreso de la Unión. ¿Por qué el ayuntamiento del Teul tiene que ser diferente?  ¿Y qué contestaron? El presidente municipal guardó silencio, lo mismo los regidores perredistas, que en todo el debate dejaron solo al presidente.

- ¿Por internet y por televisión? ¿Y qué estará pensando el presidente del Téul que cierra las puertas a la gente y a los periodistas?

- Él dice que no es el periódico lo que motiva las reuniones privadas, sino el uso que se le está dando a la información por parte de algunos regidores y del contralor. Y el síndico que le quiso ayudar: “De una vez vamos anticipando todas las reuniones”, para hacerlas privadas. “No me ayudes compadre”, le dijo con la mirada, el presidente municipal.

- ¿Cómo mal uso? ¿Dicen mentiras? ¿Alteran los datos? ¿O dicen cosas indebidas? ¿O de qué se queja el ciudadano presidente municipal?

- Dice que el contralor y los regidores están sacando a la luz pública información confidencial y de acceso reservado.

- Ah chingao. ¿Y eso qué es?

- El presidente no lo explicó. Sólo dijo que no lo dice él. Y sacó un oficio mandado por el auditor superior del estado, que depende del Congreso Estatal. Y leyó el papel ese, una “respuesta oficial” (así dijo el presidente), donde el auditor afirma, mediante un oficio enviado al presidente, a solicitud del propio Enrique Larios. Ahí dice que se hace mal uso de información de acceso reservado y confidencial y en la parte final se señala que se recomienda al contralor y a los regidores de oposición “de abstenerse de divulgar información reservada a que tengan acceso con motivo de sus funciones, ya que incurrirían en algunas de las causales de responsabilidad que establece el artículo 5 de la Ley de Responsabilidades de los Servidores Públicos del Estado y Municipios de Zacatecas y hacerse acreedores a las sanciones establecidas dentro de la misma Ley”.

- ¿Y eso qué es? ¿Tip, recomendación, sugerencia, amenaza, consejo, sentencia?

- Quién sabe. El hecho es que otra vez les llega una advertencia a quienes no están de acuerdo con “el gobierno del cambio y del pueblo mágico”. Y mira lo que le respondió la regidora Claudia Rojas. Ella preguntó: “¿Cuál es la información reservada?” Nadie le contestó. Como si preguntara en medio del desierto. Pero como iba preparada, leyó la Ley de Acceso a la Información Pública, en la parte que señala que la información reservada y confidencial es aquella clasificada como tal, mediante una declaración que cumpla estos requisitos: aquella que ponga en riesgo la seguridad pública, la vida de las personas o el desarrollo de investigaciones reservadas de tipo penal o fiscal. La regidora les dijo que la información que se analiza en el ayuntamiento no es así de delicada. Volvió a preguntar: “¿Por qué información reservada y confidencial? La ciudadanía tiene derecho a saber y estar informada”.

- Oye, en ratos se ponen emocionantes las juntas. Me están dando ganas de ir. ¿Qué cara puso el presidente? ¿No me digas que otra vez se puso cenizo?

- El presidente municipal le contestó al estilo de Cantinflas: “Ahí está el argumento, eso se aplica para nosotros. Eso aplica de allá para acá y de aquí para allá…”.

- “Ahí está el detalle”. Todavía no entiendo por qué el presidente se enoja por lo que publica el periódico. Todavía fueran cosas falsas, inventadas. Pero no. Lo que ahí se dice es cierto.

- Y eso no es todo. Mira lo que les recomendó a los regidores: “Si alguno de ustedes se hace responsable de las personas que vengan; si ustedes me dicen: ‘va a venir tal y tal persona, yo los invité’, estoy de acuerdo”.

- Como niños chiquitos. Si traes a tu hermanito a la junta, dile que se porte bien. Tú eres el responsable. Si no, ya no lo dejamos volver a entrar.

- Pues más o menos. Las reuniones del ayuntamiento deben ser abiertas. Para que la gente se entere. De vez en cuando puede haber un asunto grave, delicado, donde se hablen de cosas como maneras de combatir al narcotráfico o cosas por el estilo. Pero en todos los demás casos, las juntas tienen que ser abiertas.

- ¿Y los regidores, muy de acuerdo?

- La mayoría, porque apoyan todo lo que diga el presidente. Pero los de oposición se pitorrean: Qué bonito, “aquí lo tratamos, aquí lo lavamos y aquí se queda”. Que nadie más se entere de lo que se gasta, de lo que se decide, de lo que se arregla o se desarregla.

- Eso no debe ser. Sólo el quien tiene algo que esconder hace las cosas a escondidas.

- Algo parecido les dijo la regidora Claudia Rojas. Ella volvió a preguntar que si un acuerdo del ayuntamiento podía estar por encima de la Constitución Federal, y leyó el texto del artículo 7° constitucional, que establece que ninguna autoridad puede violar la libertad de escribir y publicar escritos. El artículo también dice que ninguna autoridad puede censurar a la prensa ni coartar la libertad de imprenta, puesto que los únicos límites son la vida privada, la moral y la paz pública. Y remató afirmando que “el único motivo para hacer reuniones privadas es la existencia del periódico. No nos pueden estar censurando”. El presidente volvió a repetir que el problema no es el periódico, sino el mal uso de la información. Y por mayoría perredista de siete votos se decide que esta reunión será nuevamente privada.

- ¿Y qué más pasó? ¿A poco en toda la junta hablaron del periódico? Se ve que 20 páginas sacan roña.

- No, eso fue como una hora, más o menos. A la sesión llegaron algunos ciudadanos, que hacen el periódico, acompañados de un reportero. El presidente les pidió que se salieran porque la sesión era privada y no quiso decir en base a qué argumentos la junta era secreta.

- Ups. Y eso que el PRD se dice partido democrático, de izquierda socialista. Mira que demócrata socialista nos pusieron en el Téul.

- Deja te acabo de contar. Se llevaron como otra hora y media en hacer modificaciones al acta anterior. Un regidor le pidió al secretario que usara las grabaciones, para evitar perder tanto tiempo en correcciones. Se eligió al nuevo tesorero, Jesús Godoy Castañeda, y en el predial quedó como encargada María Luisa Pérez Serrano. Otro asunto fue que se autorizó el fraccionamiento que el señor Reginaldo Cortés quiere hacer por la salida a Zacatecas. Quedó el acuerdo que el área de donación se destine al jardín de niños Estefanía Rodríguez. También se aprobó regularizar el terreno donde van a estar las oficinas de la policía municipal preventiva.

- ¿Ya no hubo cosas más interesantes?

- Se le cuestionó al presidente si se va seguir sosteniendo a Inocencio Mendiola, que no tiene un horario de oficina en la presidencia, porque trabaja en la SAGARPA, al mismo tiempo. El presidente hizo como si no le hubieran preguntada nada, y dijo que hacía falta un técnico para que trabajara en la oficina de desarrollo agropecuario y que los regidores podían hacer propuestas.

- No, pues ese no es diálogo. Le preguntan una cosa y responde otra.

- También se cuestionó que cómo estaba el asunto del volkswagen de la presidencia que volteó el encargado de reciclar la basura municipal, en horas que no son de oficina y en asuntos que tampoco son de trabajo. Y la única explicación fue que el señor se había comprometido a reparar el vehículo. Y otros dos asuntos más: se autorizó por unanimidad contratar un seguro de vida para los policías, para el presidente y para el tesorero. Y se recibió otra solicitud de los vecinos que piden que la antena de teléfonos celulares se instale en otro lugar, pero no en el mero centro del pueblo.

- Pos yo no veo ningún asunto como para cerrar las puertas a la ciudadanía y a los periodistas. Puros temas que a nadie asustan ni a nadie perjudican. ¿Qué no habrá nadie que meta en orden al presidente y su ayuntamiento? ¡Qué risa: en todo el país, el Téul es el único municipio donde su ayuntamiento sesiona de espaldas a la gente! Y ya van cuatro juntas así. ¿Cuántas más faltarán? De veras ya somos “Pueblo Mágico”.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

Política: ¿Amigos vs. enemigos?

JAVIER VARELA

 

En el mes de enero pasado sucedió un debate interesante en el periódico Imagen. En la columna El RunRún se llamó delincuencia desorganizada a los actos y ambiciones de quienes participan en los partidos políticos. El ingeniero Gilberto del Real, expresidente del PRD, respondió que es exagerado meter en el mismo costal a todo mundo, siendo que en todos los partidos existen samaritanos, es decir, personas que de buena fe buscan la democracia. Argumentó que no se puede decir que todo está mal en los partidos, porque eso equivale a dividir la sociedad en buenos y malos, blanco y negro absolutos, sin matices.

El autor de la columna recogió la crítica y concedió: “Tiene razón Gilberto del Real. Nos excedimos al llamar ‘delincuencia desorganizada’ a los partidos políticos. Una disculpa. Pero debe saber que la idea fue de un expresidente estatal de su partido: el PRD. Y una súplica a Gilberto. Si sabe de políticos -además de él, suponemos- que no engañen a la gente con promesas falsas, que no antepongan sus intereses a los de la sociedad, que no usen los cargos públicos para enriquecerse y no trafiquen con influencias, mándenos los nombres”.

La pregunta sigue en el aire, esperando que alguien la baje para informar que sí hay políticos que cumplen sus promesas, que piensan primera en la sociedad y luego en su propio bien, que hacen buen uso de la autoridad y que no usan el cargo como palanca de enriquecimiento. ¿Usted conoce alguno?

El problema empieza cuando son los propios políticos profesionales quienes han dividido la sociedad en buenos y malos. Del lado de los buenos están los amigos, los incondicionales. Del lado de los malos están los otros, los enemigos, los que están en otro grupo con intereses distintos.

La política es entendida como la creación de grupos para identificar a los amigos y luchar contra los enemigos. A los amigos se les apoya, con ellos se tejen alianzas, se buscan metas comunes; y a los enemigos se les combate, donde quiera que se encuentren. Son amigos quienes están de acuerdo con los intereses del pequeño grupo; son enemigos quienes tienen intereses diferentes. Eso hace que hasta en el propio partido haya enemigos.

En eso hemos convertido la política, una lucha entre amigos contra enemigos. Todo se reduce a luchar por el poder, alcanzar posiciones de privilegio, de puestos, a buscar la cercanía del cajón del dinero, de donde se toman las decisiones. Y a combatir a los enemigos, para que no estorben.

El PAN, cuando era oposición peleaba a muerte contra la corrupción, los negocios particulares a costa de los cargos públicos; y estaba a favor de la honradez y el respeto al pueblo. Dos sexenios de gobernador en Jalisco (un ejemplo cercano) y uno en la presidencia de la República, bastaron para que el PAN hiciera a un lado los principios. Lo mismo el PRD nacional, el de Zacatecas, y no se diga el PRD del municipio del Teul. Del PRI no ponemos ejemplos, 80 años de gobierno hablan por sí mismos.

Buscar amigos para aliarse contra los enemigos, y repartirse los frutos de lo mal habido, sólo ha servido para que el común de la gente rehuya de la política. El sólo hecho de mencionar la palabra política, produce desconfianza, asco y fastidio en muchas personas.

Los políticos han vuelto indigno su trabajo. Su ambición y sus miras apegadas al dinero, al poder y a la fama, han vuelto irreconocible una actividad noble. Porque es meritorio que una persona comente en su familia los asuntos de interés para la comunidad; es de reconocerse que esa misma persona salga a la calle y siga comentando sus inquietudes con los vecinos. Y así, es necesario que esas voces y esas pláticas se organicen en grupos de ciudadanos que buscan solucionar los problemas del lugar donde viven. Esa es la auténtica política. La participación de la gente en la búsqueda del bien común.

Entender la política como lucha de amigos contra enemigos para hacerse de poder y juntar un dinerito para su vejez (como dice el más famoso de los actuales políticos teulenses) es una actitud mezquina que hace que se pierda de vista el fin más importante, el objetivo mayor: luchar por el bien de toda la población.

Sin embargo, frente a la corrupción de quienes gobiernan, existen en todo el mundo importantes esfuerzos de organizaciones con base comunitaria que se ocupan seriamente de servir a su terruño. Son grupos cada vez más amplios de ciudadanos que ya no les preocupa tanto por quien votar, y en lugar de poner todo su empeño en buscar representantes (presidentes, diputados, gobernadores), deciden tomar directamente en sus manos la actividad política. Ya no delegan, actúan. Ya no exigen sin ton ni son, se comprometen en acciones positivas.

Ese es un buen aprendizaje: dejar de pensar que otros resolverán los problemas que nos molestan; dejar de poner nuestras esperanzas en extraños. Mejor conversar, salir de nuestra casa, unirnos con quienes piensan que esta sociedad todavía tiene remedio y empezar a caminar y a luchar, que las soluciones no vienen solas, hay que trabajarlas y edificarlas. Así ha sido siempre.

En resumen: la política es necesaria porque es oportunidad de participar para ser mejores personas, porque el bien personal sólo se encuentra hasta que se lucha por el bien social. Meterse en los asuntos de la comunidad es mostrar interés por la propia vida. La idea de política se corrompe cuando se vuelve deseo egoísta por el poder y guerra contra los enemigos. El reto es cooperar con gente de buena voluntad para generar condiciones de bien individual y bien colectivo. Con autonomía, sinceridad, libertad y alegría.

 

 

 

 

 

Editorial

Derecho a la información

 

 

Enrique Larios, presidente municipal del Teul, ha decidido que mientras Domingo 7 haga mal uso de la información, las juntas del ayuntamiento seguirán siendo privadas.  Con el apoyo de la mayoría de regidores del PRD declaró privadas las sesiones del 15 de enero (suspendida), 17 de enero, 29 de enero (extraordinaria) y 27 de febrero. Muchas sesiones secretas para tan poco tiempo y, sobre todo, sin haber motivos reales.

¿Quién está en el error: el presidente municipal que cierra las puertas a Domingo 7; o Domingo 7 que quiere entrar a las juntas de cabildo? ¿Por qué es necesaria la información? ¿Qué comprende el derecho a la información? ¿De quién es la información: del gobierno o del pueblo? ¿Quién puede limitar una libertad fundamental?

En 1977 se establece en el artículo 6º constitucional: “El derecho a la información será garantizado por el Estado”. Sin embargo, no se creó ninguna institución para que este derecho fuera efectivo.

En 1998 el diputado federal Javier Corral presentó una iniciativa de ley para que la información en manos de los gobernantes no fuera secreta, de modo que los documentos y los datos gubernamentales pudieran ser conocidos por los ciudadanos. Esta propuesta no fue atendida.

En 2001 un grupo amplio de ciudadanos se reunieron en Oaxaca para discutir sobre el derecho a la información. Concluyeron que el acceso a la información es un derecho universal, y que por lo tanto, la información en poder de los gobernantes, no es de ellos, sino del pueblo.

En la LVIII Legislatura federal el PRD presentó una iniciativa para regular el derecho a la información. En resumen, la propuesta perredista establecía que una república, los gobernantes deben responder a la ciudadanía que confió en ellos. Eso da el derecho ciudadano de controlar las acciones y el manejo de los recursos que utiliza el gobierno. Y la información pública es manera principal como la gente sabe lo que hace el gobierno y lo que gasta. La iniciativa concluía que una sociedad informada está preparada para combatir los excesos de poder.

Más tarde, el presidente de la república, Vicente Fox, presentó una iniciativa de ley de acceso a la información pública, para garantizar el derecho a la información.

Con los aportes del Grupo Oaxaca, de la iniciativa del PRD y la propuesta del presidente de la república, en 2002 se creó la Ley Federal de Transparencia y Acceso a la Información Pública, como un instrumento jurídico para que los ciudadanos y los periodistas pudieran tener acceso a información que antes era considerada secreta o propiedad de los gobernantes. Y también esta ley garantiza que dicha información sea difundida sin temor a recibir amenazas de parte de autoridades que no están dispuestas a rendir cuentas a la sociedad.

En julio de 2004 entra en vigencia la Ley de Acceso a la información Pública en el Estado de Zacatecas, con el mismo fin que la ley federal.

El artículo 19.2 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos establece que “toda persona tiene derecho a la libertad de expresión; este derecho comprende la libertad de buscar, recibir y difundir informaciones e ideas de toda índole, sin consideraciones de fronteras, ya sea oralmente, por escrito o en forma impresa o artística, o por cualquier otro procedimiento de su elección”.

El derecho a la información es parte de la libertad de expresión, derecho que significa que todas las personas podemos buscar, recibir y difundir información e ideas de toda clase. Estos dos derechos son herramientas ciudadanas para evitar abusos de poder, corrupción y que las autoridades hagan lo que se les pegue la gana, sin que tengan contrapesos.

Esto quiere decir que la información, los documentos y los archivos en manos de las autoridades no es propiedad de quien gobierna. La información pública es un derecho de la población, que tiene que saber lo que hacen, lo que gastan, lo que deciden sus gobernantes. Los actos de las autoridades civiles deben de ser públicos. Nada tienen que hacer a escondidas y de espaldas al pueblo. Se acabó el tiempo en que los gobiernos hacían y deshacían y a nadie rendían cuentas.

El presidente municipal y la mayoría del ayuntamiento decidieron hacer reuniones secretas, para que la información no salga. Están actuando mal. No fueron elegidos para eso. Tienen el deber de abrirse a la sociedad. Tienen el deber de dar las facilidades para que la ciudadanía y la prensa busquen, reciban y comuniquen ideas e información que servirá para formar una población informada y más consciente de lo que pasa. Sin información pública no hay ciudadanía, no hay participación social, no hay propuestas para mejorar las cosas.

Enrique Larios alega que se le falta al respeto y que se hace mal uso de la información. Ambas afirmaciones son falsas. Faltarle al respeto sería decir mentiras de lo que hace el presidente, levantarle falsos, inventarle delitos que no ha cometido. Y tampoco hacemos mal uso de la información, al contrario, hacemos buen uso de ella, puesto que la recibimos, la analizamos y procuramos difundirla para que el pueblo esté enterado.

La propia Constitución establece lo que no se debe hacer con la libertad de expresión: atacar a la moral, impedir los derechos de un tercero, provocar algún delito, perturbar el orden público, meterse en la vida privada de las personas, alterar la paz pública. En Domingo 7 hemos sido responsables con lo que decimos. Siempre tenemos respaldo de lo que escribimos y eso que escribimos contribuye a la discusión y la formación de la conciencia ciudadana.

El presidente municipal y la mayoría perredista están violando el artículo 6º de la Constitución Federal y la Ley de Acceso a la Información Pública. Están negando el derecho de la sociedad a tener información real, oportuna y completa. Domingo 7 simplemente ejerce un derecho, el derecho a la libertad de expresión y al acceso a la información pública. La gente tiene derecho a saber y los gobernantes tienen obligación de rendir cuentas y actuar de cara a la población.

 

Detrá del rostro

 

Diana Ferrari

“Soy lo que quiero ser”

 

HUGO ÁVILA GÓMEZ

 

¿Por qué la mujer vive más años que el hombre? ¿Tenemos igualdad de trato hombres y mujeres? ¿Hay igualdad de oportunidades para ambos géneros? ¿En una sociedad desigual e injusta, habrá igualdad y justicia en las relaciones humanas? ¿Cómo hacer para que se forme una cultura de equidad, de respeto, de trato igualitario y sin discriminación y violencia? ¿Por qué tengo que ser como me mandan que sea? ¿Cuándo te va a enamorar de ti mismo?

Son preguntas que Diana hace a la gente. Preguntas que nos sacan de una manera cómoda de mirar. Preguntas que nos invitan a salir de sí mismos. A eso se dedica Diana, a preguntar. La educación es su apostolado. Y ella es una educadora que trabaja con alegría, por el puro placer de ser ella misma y de poder ayudar a que las personas activen sus energías interiores y descubran por sí mismas los caminos que las llevarán a ser mejores seres humanos.

Nació en Argentina, pero eligió vivir en México. Visitar nuestro país era un sueño que tenía desde niña. Y pudo cumplir su sueño cuando recibió una beca para estudiar en nuestro país. “En la república mexicana hay educadores buenísimos, muy buenos teóricos reconocidos en Argentina, pero desconocidos en México”. Tanto le gusta nuestro país que está en trámites su solicitud de hacerse mexicana por naturalización.

Ella dice de sí misma que vive la vida que ella quiere. Viaja de rait, trabaja en la educación porque le encanta. Asesora grupos de mujeres que recuperan su autoestima a través de la plática en sus grupos y de la reflexión sobre sí mismas y su realidad. “Mis metas son espirituales, tienen que ver con ser persona. Soy lo que quiero ser”.

Diana tiene el don de entusiasmar a los jóvenes. Se ha convertido en la conferencista más famosa que viene al Teul a hablar con los chicos y las chicas. Habla de las cuestiones que inquietan a la juventud, su palabra da en el clavo y sus propuestas van encaminados a que cada persona elija su propio camino, de manera consciente, responsable y libre. “No sean sonsos, vivan bien. Si se proponen algo y lo tienen como meta, lo logran. No busquen cosas materiales. No se sientan inferiores. Sí se puede ser feliz. Ustedes no sean por lo que llevan puesto, sean por lo de adentro. Sean dignos. Respétense. Tienen el derecho de decir que no”, dijo a la juventud teulense en la última plática que dio a los muchachos de la secundaria y la preparatoria.

Diana educa con una sonrisa constante, con una palabra directa y honesta, con preguntas que van al corazón de los problemas y con propuestas que sugieren un camino humano de realización. “El día que puedas entrar en contacto contigo mismo, ese día te vas a enamorar de ti mismo”. Y el que se enamora de sí mismo es como Diana: alegre, sincera, honesta, clara, tierna, fuerte, decidida, solidaria, sensible, luchona.

Diana: un testimonio de ser humano autorrealizado y que se preocupa por la suerte del mundo, sobre todo de ese lado del mundo que se ha llevado la peor parte: las mujeres y los jóvenes.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres